IGNACIO ELLACURÍA – Filosofía de la Realidad Histórica

“Filosofía de la Realidad Histórica” es una obra pionera del filósofo jesuita Ignacio Ellacuría, que busca articular una visión de la realidad desde la perspectiva de la historia y la praxis. Ellacuría, destacado pensador latinoamericano, aborda cuestiones fundamentales sobre la naturaleza de la realidad histórica, la acción humana y la búsqueda de la justicia social. A través de un enfoque interdisciplinario que combina filosofía, teología y ciencias sociales, Ellacuría propone una reflexión profunda sobre los desafíos y posibilidades de transformación en contextos marcados por la injusticia y la opresión.
En su obra, Ellacuría sostiene que la realidad histórica no puede entenderse de manera estática o aislada, sino que debe analizarse en su dinamismo y complejidad. Para ello, introduce el concepto de “realidad histórica” como una totalidad en constante devenir, en la cual se entrelazan múltiples dimensiones sociales, políticas, económicas y culturales. Desde esta perspectiva, la filosofía de la realidad histórica busca comprender las fuerzas y procesos que configuran el devenir histórico y orientar la acción humana hacia la transformación social.
Uno de los temas centrales que aborda Ellacuría es el papel de la praxis en la construcción de la realidad histórica. Para él, la praxis -entendida como la acción reflexiva y transformadora de los sujetos sociales- es el motor de la historia y el medio a través del cual se pueden superar las injusticias y desigualdades estructurales. En este sentido, la filosofía de la realidad histórica se sitúa en el horizonte de una ética liberadora que busca promover la participación activa de los individuos en la transformación de su realidad.
Ellacuría también analiza críticamente las condiciones de opresión y alienación que caracterizan muchas sociedades contemporáneas, especialmente en América Latina. Desde una perspectiva marxista y cristiana, denuncia las injusticias económicas, políticas y culturales que perpetúan la marginación y el sufrimiento de amplios sectores de la población. Al mismo tiempo, propone estrategias de acción colectiva y organización popular como medios para la liberación y la construcción de una sociedad más justa y solidaria.
Otro aspecto relevante de la obra es la reflexión sobre el papel de la religión y la espiritualidad en la lucha por la justicia social. Ellacuría defiende una interpretación liberadora del mensaje cristiano, que se compromete con la opción preferencial por los pobres y la transformación de las estructuras de pecado en la sociedad. En este sentido, la fe no se concibe como una mera resignación o consuelo ante la injusticia, sino como un motor de acción y esperanza en la construcción del Reino de Dios en la historia.

[DESCARGA]

Leave a Reply

You missed

error: Content is protected !!